Aceite De Coco Para El Pelo: 6 Fáciles Usos y Beneficios

El aceite de coco es uno de los remedios caseros más antiguos, utilizado para tratar un sinfín de afecciones capilares, resultando muy beneficioso para la caida de cabello. Es un remedio 100 % natural porque no contiene siliconas, alcoholes u otros productos químicos que pudieran causar alergias en la piel o en el pelo. El uso del aceite de coco para el pelo puede lograr mejoras en la salud en general del cabello. Se puede conseguir en  tiendas naturistas o en tiendas especializadas en el cuidado del pelo.

El aceite de coco también es conocido, como un agente fungicida, convirtiéndose en un aliado por excelencia para el tratamiento natural de la caspa, tanto para eliminarla o prevenirla, manteniendo el pelo radiante con un cuero cabelludo completamente sano.

El aceite coco actúa reconstituyendo el pelo dañado porque su estructura molecular permite que penetre en el tallo del pelo más allá de la cutícula, reparando y previniendo posibles daños desde el interior hasta la punta del pelo. El acido laúrico y el ácido cáprico, componentes del aceite de coco fomentan la reestructuración del pelo, incrementando su resistencia, evitando la pérdida de proteínas y, además, proporcionándole un magnifico brillo natural y soltura haciéndolo más fácil de manejar, sin enredos y evitando las puntas abiertas u horquetillas. Muchas personas han manifestado el descenso en la caída del pelo y un mayor volumen de pelo con el uso regular del aceite.

Al usar el aceite de coco para el pelo, también se le brinda a la cabeza y a el cuero cabelludo un efecto de enfriamiento o efecto refrescante, puede calmar a las personas con cabeza caliente o a las que sufren de sudoración excesiva del cuero cabelludo.

¿Cómo Usar El Aceite De Coco Para El Pelo?

usos y beneficos del aceite de coco para el pelo

  1. Aceite de coco como acondicionador

Sirve para devolverle la vida al cuero cabelludo y a las puntas del pelo, así como para alisarlo y desenredarlo fácilmente. Se puede utilizar en todos los tipo de pelo, sea rizado, liso, afro, seco o graso.

Para utilizar el aceite de coco como acondicionador en profundidad se debe masajear el pelo limpio con una cantidad suficiente del aceite, llegando hasta el cuero cabelludo. Se debe tener en cuenta que si el pelo es muy fino, se debe evitar llegar hasta el cuero cabelludo y aplicarlo solo desde los medios a puntas, para evitar que el pelo se compacte junto a la cabeza. Si el pelo es muy largo, se debe aplicar mucha más cantidad para lograr cubrir toda la extensión del pelo.

En aquellas zonas donde el pelo presente daños significativos, generalmente las puntas, se debe aplicar mayor cantidad que en las zonas próximas al cuero cabelludo. Lo mejor, es dividir el pelo en cuatro secciones y aplicarlo en una sección por separado, de manera que el aceite de coco cubra todos y cada uno del los pelos de la cabeza.

Después de aplicar el aceite de coco para el pelo acondicionador, se deja reposar por un período de veinte a treinta minutos, se puede dejar por un período más largo si el pelo está muy dañado o seco. Para obtener mejores resultados, se recomienda utilizar un gorro de ducha para cubrir el pelo y encima colocar una toalla en forma de turbante. Opcionalmente, se puede aplicar calor con un secador para maximizar los beneficios del remedio casero.

Seguidamente de esperar el tiempo prudencial, se debe lavar el pelo con abundante agua y aplicar un champú suave.

  1. Uso del aceite de coco en el pelo seco.

El uso de productos químicos para el cuidado del pelo seco o dañado, como la limpieza y el acondicionamiento pueden provocar un cuero cabelludo seco y escamoso. El uso del aceite de coco para el pelo seco puede ser muy efectivo para su rehabilitación por las propiedades, vitaminas y minerales que actúan en beneficio del pelo.

Como una crema hidrante y desenredante del pelo seco, se puede utilizar el aceite de coco aplicando una pequeña cantidad en las palmas de las manos y esparcirla por el pelo de medios a puntas, como crema hidrante de uso diario, elimina los enredos y facilita el proceso de peinado. También se puede usar de esta manera para el tratamiento de la piel seca.

  1. Tratamiento de Forúnculos.

Forúnculo es una inflamación de la piel ocasionada por la presencia de un cuadro infeccioso en los folículos pilosos y en la piel por una bacteria. Ciertas personas experimentan este padecimiento durante el invierno o cuando se exponen al calor o al sol por un tiempo prolongado. Es muy importante mantener el pelo y el cuero cabelludo limpio, un masaje ocasional con aceite de coco para el pelo y aceite de oliva proporciona alivio. Sin embargo, si el padecimiento no mejora, es aconsejable visitar a un dermatólogo.

  1. Uso del aceite de coco para la caída del pelo

La caída del cabello es una realidad que afecta en mayor cantidad a los hombres que a las mujeres, se debe a múltiples factores internos o externos como el estrés, enfermedades, condiciones ambientales, genética, entre otros.

El uso del aceite de coco para la caída de cabello es muy efectivo para detenerlo, se debe calentar un poquito el aceite de coco, solo para entibiarlo, colocar una pequeña cantidad en el cabeza y con las yema de los dedos dar suaves masajes circulares en el cuero cabelludo. Dejar actuar el aceite por treinta minutos y retirarlo con abundante agua. Repetir por lo menos dos veces a la semana.

  1. Como tratamiento anticaspa

Los ácidos grasos presente en el aceite de coco ofrecen agentes anticaspa. El aplicar el aceite de coco en el cuero cabelludo regularmente ayuda al erradicar para siempre la caspa. Otra manera es mezclar el aceite de coco con agua tibia y aceite de ricino, masajear el cuero cabelludo con el la mezcla para obtener mejores resultados.

  1. Protección para los piojos

Los piojos son una plaga muy común del cabello que ataca, en su mayoría, a los niños causándole vergüenza a ellos y a sus padres. En el mercado existen muchos tratamientos para el combate de los piojos, pero por sus agentes químicos pueden dañar el cuero cabelludo y el pelo.

El peinar el pelo mojado con un peine especialmente diseñado para sacar los piojos, es un buen remedio para deshacerse de los piojos, pero puede dañar el pelo. Se recomienda aplicar aceite de coco en el pelo mojado, para facilitar el peinado y posteriormente eliminar los piojos.